Aceite Puro de Argán 60 ml - Namasté Ver más grande

Aceite Puro de Argán 60 ml - Namasté

Nuevo producto

Aceite Puro de Argán - Namasté

Aceite de Argán Puro Marroquí, de agricultura ecológica y extraído por presión en frío, conservando así todas sus propiedades.

El oro líquido de la cosmética natural te ayudará a fortalecer el cabello sin engrasarlo, hidratar la piel en profundidad y fortalecer las uñas.

Frasco cristal color ámbar.

Cantidad: 60 ml

Cad.: 31.12.2018

Más detalles

No reward points for this product.


6,69 € impuestos inc.

Más

Aceite Puro de Argán - Namasté

Aceite de Argán Puro Marroquí, de agricultura ecológica y extraído por presión en frío, conservando así todas sus propiedades 

El oro líquido de la cosmética natural te ayudará a fortalecer el cabello sin engrasarlo, hidratar la piel en profundidad y fortalecer las uñas.

Nutre nuestra piel desde el interior, es por eso que es un magnífico anti-edad.

En nuestro cabello, es un fantástico aliado para luchar contra la sequedad y la debilidad de nuestro pelo, reestructurando y reconstituyéndolo.

Es ideal para utilizar en nuestras recetas de cosmética natural casera, ya que se puede añadir en cremas, lociones, champús, mascarillas,...

Frasco cristal color ámbar, así se puede mantener durante mucho más tiempo las propiedades del argán.

* Sólo para uso externo

Modo de uso

En la piel, como cosmético:

Esta indicado en todo tipo de piel por su poder regulador del sebo, tanto pieles grasas o muy grasas, como para pieles secas y muy deshidratadas. En piel grasa, aplicar en pequeñas cantidades, distribuyendo y masajeando hasta su completa absorción.

Aplicado sobre la piel 2 veces al día es un gran tratamiento anti-envejecimiento por sus grandes propiedades antioxidantes.

Al acostarnos, aplicar sobre el rostro limpio y desmaquillado. durante la noche, ayuda a restaurar la elasticidad de la piel.

En la piel:

Aplicar unas gotas en las yemas de los dedos y aplicar sobre la piel, masajeando en círculos. Sobre granitos, aplicar sobre estos con pequeños golpecitos.

En caso de piel grasa, aplicar en pequeñas cantidades, distribuyendo e insistiendo en el masaje hasta su completa absorción.

Está indicado en todo tipo de piel por su poder regulador del sebo, tanto pieles grasas o muy grasas, como para pieles secas y muy deshidratadas. A pesar de ser un aceite no obstruye el poro.

Aplicado sobre la piel 2 veces al día es un gran tratamiento anti-envejecimiento por sus grandes propiedades antioxidantes. Es rico en vitamina E, compuestos felónicos y esteroles, convirtiendo al argán en el aceite más potente como nutritivo y reafirmante.

Como tratamiento de noche.

Al acostarnos, aplicar sobre el rostro limpio y desmaquillado. Durante la noche, ayuda a restaurar la elasticidad de la piel durante el descanso.

Puedes añadir unas gotas de aceite a tu crema diaria, consiguiendo potenciar el efecto nutritivo. 

Ideal para masajes corporales, ya que hidrata, suaviza y no deja sensación grasa en la piel.

Aplicado sobre quemaduras leves o producidas por el sol,  produce un efecto relajante. Aplicar unas gotas directamente y masajear

Repara y reduce las estrías, ayudando a relajar la piel en las mujeres embarazadas. Aplicar unas gotas directamente y masajear.

Para el cabello:

Recupera el brillo, nutre y repara el cabello deshidratado y castigado. El argán contiene componentes que activan de forma natural la producción de queratina.

Aplicar una pequeña cantidad sobre la raíz, masajeando al menos 5 minutos. Repartir por todo el cabello insistiendo en puntas, sin frotar, de forma suave para no romper ni enredar el cabello. Tapar con una toalla caliente y mantener 30/60 minutos. A ser posible toda la noche. Después retirar con un champú lo más suave posible. 

Como serum para final de peinado, aplicar unas gotas en la palma de la mano y frotar las palmas. Distribuir de mitad a puntas, con pequeños toques, sin frotar.

Para uñas: 

Para reparar uñas quebradizas o con grietas añadir en el aceite zumo de limón o aceite esencia de limón e ylang-ylang. Introducir las uñas y dejar unos 10 minutos.

Para tratar la cutícula, aplicar el aceite y masajear.

Para las manos: Aplicar directamente el aceite sólo o mezclado con zumo de limón. A ser posible, tapar con unos guantes de algodón y dejar toda la noche.

Productos Relacionados