Hibisco en Polvo Puro de Flor - 50 g - 100% Natural - Ver más grande

Hibisco en Polvo Puro de Flor - 50 g - 100% Natural -

Nuevo producto

Hibisco Polvo de Flor 100% Puro

Polvo de flores secas de Hibisco 100% natural.

El pigmento rojo que contiene proporciona a sus hojas su característico color.

En coloración vegetal consigue bonitos tonos violetas.

Mezclado con henna da gamas del fresa al ciruela y caobas.  

Fortalece el cabello, previene la caspa.

Da brillo, suaviza, y desenreda el cabello.

Cantidad: 50 g

Más detalles

No reward points for this product.


2,80 € impuestos inc.

Más

Hibisco Polvo de Flor 100% Puro

Polvo de flores secas de Hibisco 100% natural. 

El pigmento rojo que contiene proporciona a sus hojas su característico color. 

En coloración vegetal consigue bonitos tonos violetas. 

Mezclado con henna da gamas del fresa al ciruela y caobas.  

Fortalece el cabello, previene la caspa. 

Da brillo, suaviza, y desenreda el cabello.

Excelente en cosmética para pieles maduras y deshidratadas.

Advertencia: No se recomienda el uso del hibisco durante el embarazo.

Esta planta es rica en mucílago, fitoesteroles, taninos, antocianinas (pigmentos hidrosolubles naturales) así como diferentes ácidos entre ellos ácido cítrico (que le da un sabor muy característico en infusiones), ácido tartárico (acidificante y conservante natural (E-334) ), ácido málico (isómero natural que se encuentra en las frutas y parte principal en el proceso que realiza el cuerpo para obtener energía), etc..

El Hibisco aporta a la coloración vegetal luminosidad y tonos violetas.  Como el resto de plantas utilizadas en coloración su pigmentación es transparente, por lo que aplicado en cabellos blancos no tiene cobertura completa, sólo suaves reflejos en tono violeta. Mezclado con otras plantas el resultado es completamente diferente consiguiendo una cobertura completa. Junto a diferentes plantas como la henna (lawsonia inermis), el indigo (Indigofera tinctoria), o polvo de nuez (juglans regia), entre otros obtenemos una amplia gama desde suaves rosas, rojos oscuros, marrones cobrizos, berenjenas o ciruela. Todos estos colores varían en función del color base natural del cabello y la cantidad de polvo que usemos en la mezcla de cada planta.

El polvo de hibisco tiene grandes propiedades no sólo en coloración sino como tratamiento vegetal. Aporta mucha fuerza y brillo efecto glossy. Contiene mucílago (sustancia viscosa como goma) que facilita el peinado y desenredado dejando un cabello suave. Gran estimulador del crecimiento. Previene la caspa.

 

Se recomienda una prueba de sensibilidad 24 horas antes de la aplicación. Si nota calor u hormigueo, parar la aplicación y limpiar la zona con abundante agua.

 

El polvo de hibisco es un ingrediente muy importante en cosmética para pieles secas/muy secas, maduras/muy maduras, con tendencia a la deshidratación.

Indicado para combatir el envejecimiento y tratamientos en pieles maduras. Devuelve la luz a las pieles cansadas y apagadas. Ideal para tratar pieles sensibles o irritadas.

Forma de preparación del polvo de hibisco:



Se prepara añadiendo agua caliente sobre el polvo poco a poco y en cantidad necesaria para conseguir una pasta suave como yogurt.

 

Preparación como mascarilla capilar: 

Debido a su pigmento se recomienda mezclar hibisco con otras plantas, de esta forma es más fácil de aplicar. Se suele usar junto con plantas como la cassia.   También con arcillas como el multani mitti o el ghassoul. Una buena mezcla es de 1:1:1 partes, es decir la misma cantidad de cada una.

 

Preparación como champú: 

Mezclar hibisco con arcillas como  el ghassoul o el multani mitti a partes iguales y añadir el agua mineral para conseguir una pasta suave como yogurt o algo más líquido si nos gusta.

 

Preparación como champú rápido: 

Preparar una mezcla líquida añadiendo agua mineral al hibisco. Se recomienda mezclar otras plantas ricas en saponinas (jabón natural) como pueden ser el Sidr, la Aritha o el Shikakai. Una buena proporción: mezclar las plantas a partes iguales, añadir  50 gr de mezcla de plantas en 100 ml de agua mineral caliente. Agitar  y dejar reposar 2 o 3 minutos. Aplicar sobre el cabello limpio y cepillado. Masajear durante unos minutos y aclarar. Terminar con agua fría o con vinagre de manzana.

 

Preparación como agua de enjuague:

Polvo de hibisco con agua hirviendo. Cantidades recomendadas: 1 cucharada de hibisco por cada 500 ml de agua mineral caliente. Dejar reposar para que se  enfríe. Usar como final en el último aclarado de la limpieza del cabello.

 

Preparación como mascarilla facial: 

El polvo de hibisco contiene pigmento por lo que es recomendable utilizarlo junto a otras arcillas neutras como pueden ser el multani mitti o el ghassoul.  Así conseguimos mejor la aplicación. Añadir agua mineral caliente y dejar que se temple.

 

Preparación como limpiador facial ayurvédico:

Éste preparado se mantiene en seco. Para utilizarlo solo tenemos que coger una pequeña cantidad de mezcla y añadir un poco de agua. No es necesario usar un recipiente, se puede preparar en tu propia mano, mezclar bien y aplicar por toda la cara. Para limpiar la zona se masajea con los dedos en círculos.

Una buena mezcla sería 1 parte de hibisco, 1 parte de cúrcuma y 2 partes de Aritha. Retirar con agua templada.

Productos Relacionados

Descargar

Ficha Seguridad Hibisco Polvo

La ficha de seguridad contiene las precauciones y manejo para el uso correcto del producto.

Descargar (447.61k)